La necesidad de suplementos vitamínicos

La necesidad de suplementos vitamínicos

1 octubre 2014 - Rosa Asensio

¿A quién no le daban vitaminas de pequeño? O el típico “A mi me daban dos”…

Puede que muchos ni siquiera lo necesitarais. Pero muchas veces, por desconocimiento o porque lo hacía la mayoría, alguna vez hemos acabado tomando algún suplemento alimenticio vitamínico.

Es cierto que en determinadas épocas hemos podido tener carencias pero como todo hay que tener cuidado, Un exceso de vitaminas también tienen efectos nocivos. En general, las necesidades vitamínicas debieran estar cubiertas con una alimentación equilibrada, sana y variada. La principal fuente de vitaminas son las frutas y verduras, así que, si eres de los que no consumen este tipo de alimentos, estás tardando.

La necesidad de suplementos vitamínicos viene cuando a nuestro ritmo de vida diario, añadimos práctica de ejercicios intensos, y aún así, casi mejor, tras una analítica que corrobore dicha necesidad.

Como es algo que ya sabemos, pero que no está de más recordaos, entro en materia y os cuento un poquito qué son las vitaminas, donde encontrarlas y porqué All Day Energy.

Hay dos tipos de vitaminas: hidrosolubles y liposolubles:

Las vitaminas hidrosolubles, son solubles en agua y su exceso se elimina a través de la orina, raro es que podamos tener exceso de éstas. Son las vitaminas del complejo B y la vitamina C:
 

Vitamina B1

(tiamina)

Fundamental en el metabolismo de azúcares, en la transmisión de impulsos nerviosos y metabolismo del oxígeno.
 

En la levadura de cerveza, germen de trigo, carne de cerdo, hígado y riñones, pescado, pan integral, alucias cocidas y lácteos.

Vitamina B2

(Riboflavina)

Favorece la absorción de proteínas, grasas y carbohidratos

Carnes, pescado, lácteos, cereales, levaduras, setas.

Vitamina B3

(Niacina)

Metabolismo energético de la célula y repación del ADN.
Interviene en la circulación sanguínea, el crecimiento, la cadena respiratoria y el sistema nervioso.

Carnes, hígado y riñón, lácteos, huevos, en cereales integrales, levadura y legumbres

Vitamina B5

(Ác. pantoténico)

Esencial en la asimilación de carbohidratos, proteínas y lípidos.
Síntesis del hierro, formación de la insulina y reducir los niveles de colesterol en sangre.

Se encuentra en pequeñas cantidades en casi todos los alimentos

Vitamina B6

(Piridoxina)

Metabolismo de proteínas.
Formación de glóbulos rojos, células y hormonas.
Ayuda al equilibrio del sodio y del potasio.

Yema de huevos, las carnes, el hígado, el riñón, pescados

Vitamina B8

(Biotina)

Interviene en el metabolismo de hidratos de carbono, proteínas y grasas.

Hígado vaca, frutos secos, chocolate y huevos.

Vitamina B9
(Ác. Fólico)

Crecimiento y funcionamiento de la médula ósea. Indispensable para el sistema nervioso

Carnes, hígado, verduras verdes y cereales integrales.

Vitamina B12

(Cianocobalamina)

Papel fundamental en el crecimiento, al normal desarrollo del sistema nervioso.
Sintesis de la hemoglobina

 

Sintetizada por el organismo. No presente en vegetales.
Si en carnes y lácteos.

Vitamina C

(Ác. Ascórbico)

Ayuda en la absorción de otros nutrientes, desarrollo de encías, huesos y cartílagos, producción de colágeno, metabolización grasas, cicatrización de heridas

Vegetales verdes, frutas cítricas y patatas.

 

 

Las vitaminas liposolubles se disuelven en grasas y aceites, se almacenan en los tejidos adiposos del cuerpo, a diferencia de las hidrosolubles que se secretan con la orina. Su consumo diario es más permisivo.

Vitamina A

(tiamina)

Formación y mantenimiento de la piel, membranas, mucosas, dientes.

Potente antioxidante.
 

Hígado, Zanahoria, Mantequilla, Espinacas, calabaza, queso.

Vitamina D

Estimula la absorción intestinal de calcio y fósforo

Salmón, atún, Bacalao y yema de huevo

Vitamina K

Importante en la Coagulación

Brócoli, Coles de Bruselas, lechuga, alfalfa, yema de huevo

Vitamina E

Antioxidante lipofílico, destacando su función contra la arteriosclerosis, riesgo de enfermedad cardiovascular y cáncer.

Semillas de girasol, almendras, aguacate, Espinacas.

 

Apasionante el mundo de las Vitaminas ¿Eh?

Bueno, ¿y qué podemos tomar en etapas de desgaste físico y que nos ayuden a complementar una alimentación variada?

Victory Endurance nos ofrece All Day Energy, cuya composición, incluye todas las vitaminas además de hierro, magnesio, zinc, yodo, selenio y manganeso (minerales, con funciones reguladoras y que forman parte de la estructura de muchos tejidos, constituyendo los huesos y dientes, controlan los líquidos corporales, forman parte de enzimas y hormonas que intervienen en el metabolismo y algunos son antioxidantes).

Son 12 vitaminas, 9 minerales y extracto de té verde, que nos proveen de toda la energía necesaria, además de actuar como un potente antioxidante, evitando el daño que nos pueden producir los radicales libres que se forman durante el ejercicio intenso. Estos daños suelen ser evidentes con dolores y sensación de hinchazón.

Se recomienda tomar 2 cápsulas antes de las comidas, aunque yo soy más partidaria de tomar 2 en ayunas (después de entrenar si sales a entrenar por las mañanas) y acompañarlo de una buena alimentación el resto del día. Ya sabéis, frutas, verduras, pasta, arroz y proteínas (carnes, pollo, pescado, marisco,…)

 

Rosa Asensio
Rosa Asensio

Experta en Redes Sociales. Runner por convencimiento y ganas.

Productos relacionados

  • Puntúe este artículo:
    3.5

Deje un comentario

Este formulario recopila su nombre, correo electrónico, dirección IP y contenido para que podamos hacer un seguimiento de los comentarios publicados en este sitio web. Para obtener más información, consulte nuestra Política de privacidad y los Términos de uso dónde obtendrá más información sobre dónde, cómo y por qué almacenamos sus datos.
Añadir comentario